Trabajadores de instalaciones deportivas y piscinas de Navarra irán a la huelga el 11 de agosto

Foto: los trabajadores de instalaciones deportivas, en la presentación de la huelga en rueda de prensa. Imagen por sindicato ELA
Foto: los trabajadores de instalaciones deportivas, en la presentación de la huelga en rueda de prensa. Imagen por sindicato ELA
Las movilizaciones podrían seguir aumentando a principios de curso si no hay un acuerdo donde no se "perjudique" a los trabajadores
Trabajadores de instalaciones deportivas y piscinas de Navarra irán a la huelga el 11 de agosto

Los sindicatos CCOO, UGT, ELA y LAB han convocado para el 11 de agosto una huelga y concentraciones en las instalaciones deportivas y piscinas de Navarra con el fin de "relanzar" la negociación del convenio sectorial de Gestión Deportiva, cuya vigencia finalizó el 31 de diciembre de 2020.

Según han indicado en nota de prensa, las últimas propuestas de la patronal Agedena, que ofrece subidas del 3% para 2022 y 2023, son "del todo insuficientes".

"De este convenio dependen más de 2.000 trabajadoras, mayoritariamente mujeres y jóvenes con salarios y condiciones precarias. Los precios de la vida no hacen más que subir de manera desorbitada, mientras los salarios siguen congelados y por tanto, la última propuesta empresarial, que parece la definitiva, sigue siendo totalmente inasumible", han manifestado.

Ante este planteamiento, CCOO, ELA, UGT y LAB se comprometen a "defender un convenio que garantice la subida del IPC como mínimo" y recoja otras reivindicaciones "tan importantes" para las trabajadoras como reducciones en jornada, mejora en la cobertura de bajas o mejora de las vacantes "de forma real y efectiva", entre otras.

A su juicio, los salarios del sector "no son altos como para renunciar al IPC, al contrario", y por todo ello, han decidido convocar una huelga y concentraciones en las instalaciones deportivas de Navarra para el 11 de agosto, "valorando también la posibilidad de convocar otras el último fin de semana de este mismo mes", porque "hasta ahora ha sido imposible llegar a cualquier tipo de acuerdo con la patronal".

"Es una exigencia justa y razonable y por ello se ha tomado esta decisión de cerrar las piscinas y salir a la calle. Movilización y conflictividad social que seguirá aumentando con más movilizaciones y más huelgas a principios de curso si no hay un acuerdo donde los y las trabajadoras no sean las mayores perjudicadas", han apuntado.

Las concentraciones del 11 de agosto tendrán lugar durante todo el día en las puertas de las instalaciones deportivas, y se realizará una concentración "unitaria" a las 19 horas frente al Ayuntamiento de Pamplona.

Trabajadores de instalaciones deportivas y piscinas de Navarra irán a la huelga el 11 de agosto
Comentarios