La bola de fuego más hermosa vista en el cielo: se pudo ver en Navarra este lunes

El bólido SPMN300522E registrado desde Corbera de Llobregat (Carlos Alcaraz).
El bólido SPMN300522E registrado desde Corbera de Llobregat (Carlos Alcaraz).
La bola de fuego más hermosa vista en el cielo: se pudo ver en Navarra este lunes

Los restos del cometa 73 P-Schwassman-Wachmann 3 han dejado ver algunos de los bólidos más brillantes de los últimos tiempos en el hemisferio norte. 

Así, este lunes, 30 de mayo, en Navarra y otras comunidades del noreste del país como Aragón, Cataluña,  Comunitat Valenciana, Euskadi, e Illes Balears se pudo ver lo que han definido como "la bola de fuego más hermosa vista desde el cielo", en los últimos tiempos.  Incluso en el sur de Francia se pudo contemplar este bólido. 

El bólido denominado SPMN300522E,  tuvo lugar a las 22.12 horas y fue detectado por varias estaciones especializadas como las del Observatori Astronòmic del Montsec (OAdM), por las estaciones de vídeo detección de Alpicat-Lleida (Marc Corretgè), Corbera de Llobregat (Carlos Alcaraz) y Sant Mateu (C. Guasch).

El bólido tuvo una magnitud absoluta de -7±1 según la Red de Investigación sobre Bólidos y Meteoritos. 

El cometa Schwassmann–Wachmann 3, es un cometa periódico del Sistema Solar que está en proceso de desintegración. Fue uno de los cometas descubiertos por los astrónomos Arnold Schwassmann y Arno Arthur Wachmann, que trabajaban en el Observatorio de Hamburgo en Bergedorf (Alemania). Comenzó a desintegrarse en su reentrada en el Sistema Solar interior en 1995, en una reacción desencadenada por el calentamiento del cometa por parte del Sol al salir de las regiones más frías del Sistema Solar exterior.

Así, este cometa es un cuerpo madre de la lluvia de meteoros Tau Hercúlidas y la ruptura del cometa ha generado esta lluvia de meteoros que afecta estos días a la atmósfera terrestre. 

El cometa fue descubierto mientras los astrónomos exponían placas fotográficas en busca de planetas menores para un estudio de planetas menores, el 2 de mayo de 1930. El cometa se perdió después de su aparición en 1930, pero fue observado varias veces más.

Schwassmann-Wachmann tiene un período orbital de 5,4 años, por lo que se acerca a la Tierra cada 16 años.

 

 

 

La bola de fuego más hermosa vista en el cielo: se pudo ver en Navarra este lunes