Adacen recorrerá empresas y ayuntamientos de Navarra para concienciar sobre el ictus

Carpa de Adacen
Carpa de Adacen
La iniciativa ha comenzado en la empresa Ingeteam, en su sede de Sarriguren, donde el personal de la carpa ha realizado mediciones de tensión y frecuencia cardiaca a alrededor de 50 trabajadores y trabajadoras y les ha informado de la importancia de controlar los factores de riesgo: tensión, colesterol, diabetes y frecuencia cardiaca
Adacen recorrerá empresas y ayuntamientos de Navarra para concienciar sobre el ictus

La Asociación de Daño Cerebral de Navarra (Adacen) ha diseñado una carpa con información sobre el ictus para ponerla a disposición de empresas, ayuntamientos y entidades públicas que estén interesadas en recibir su visita.

La iniciativa ha comenzado en la empresa Ingeteam, en su sede de Sarriguren. El personal de la carpa ha realizado mediciones de tensión y frecuencia cardiaca a alrededor de 50 trabajadores y trabajadoras y les ha informado de la importancia de controlar los factores de riesgo: tensión, colesterol, diabetes y frecuencia cardiaca.

Además, en la carpa se explican los síntomas que indican que una persona puede estar sufriendo un ictus así como el pequeño test que puede hacerse para asegurarse.

En 2018, en colaboración con Mutua Navarra, Adacen impulsó una campaña de sensibilización e información sobre el ictus en las empresas.

Además de elaborar diferente material audiovisual e impreso sobre esta dolencia, se han realizado ya decenas de charlas en las empresas con el objetivo de informar a trabajadores sobre los síntomas que indican que una persona puede estar sufriendo un ictus, así como pautas de actuación y consejos de prevención.

En continuidad con esta campaña y en el marco del proyecto europeo Ictusnet, Adacen puso en marcha, junto con otras entidades de España y Portugal, el proyecto 'Cuida lo que más te importa', que se ha desarrollado desde el año pasado con diferentes acciones.

Una de ellas ha sido el diseño y puesta en marcha de la ya mencionada carpa del ictus, el stand desmontable y transportable que la entidad instaló en diferentes puntos de Navarra el pasado mes de octubre para informar y realizar controles médicos preventivos.

La carpa cuenta con dos zonas. La primera de ella está dedicada a la difusión, con juegos interactivos para realizar a través de una tableta y con distintos materiales informativos de prevención y detección.

En la segunda se realizan, de forma gratuita, controles de tensión y detección de fibrilación auricular mediante un tensiómetro y un dispositivo de medición del ritmo cardiaco.

Animados por el éxito obtenido en su itinerario, en Adacen han decidido ponerla a disposición de las empresas y entidades que lo deseen como complemento a las charlas y talleres que ofrecen.

Adacen ha explicado que "saber detectar un ictus es esencial puesto que sus consecuencias dependen, en gran medida, del tiempo que tarda en atenderse". Se calcula que la mitad de la población no sabría distinguir que alguien sufre esta dolencia. Y de la mitad que sí lo reconocería, un 50% no llamaría a los servicios de emergencias. "No acudir inmediatamente a urgencias puede provocar la muerte o que las lesiones crónicas derivadas del accidente cerebro-vascular sean más graves", ha explicado la asociación.

Por otro lado, ha señalado que el ictus afecta cada vez a personas más jóvenes, en edad laboral. De hecho, es la primera causa de discapacidad en el adulto y, junto con los infartos, la primera causa de muerte en el entorno laboral.

Cada año se producen en España 130.000 casos nuevos de accidentes cerebrovasculares causando la muerte en un 30% de los casos y una discapacidad grave en un 40% de ellos.

El ictus es la primera causa de muerte en mujeres y la segunda en hombres en España y provoca cinco veces más muertes que las causadas por cáncer de mama y de próstata.

En Europa, 780.000 personas sufren cada año un ictus, provocando algún tipo de discapacidad a cerca de 500.000. De hecho, el ictus es la primera causa de discapacidad a escala mundial.

Según ha señalado Adacen, los síntomas que indican que una persona podría estar sufriendo un ictus son dolor de cabeza intenso, de inicio brusco y distinto del habitual; pérdida de fuerza, sensibilidad o disminución de la coordinación en la mitad del cuerpo; pérdida total o parcial de la visión o visión borrosa; pérdida de sensibilidad en la cara; y dificultad para hablar o para entender cuando te hablan. En el caso de ver o sufrir cualquiera de estos síntomas se debe llamar inmediatamente al 112.

Adacen recorrerá empresas y ayuntamientos de Navarra para concienciar sobre el ictus
Comentarios