La escuelas infantiles en Pamplona reciben 1.722 solicitudes para el próximo curso

Foto: instalaciones de una escuela infantil de Pamplona
Foto: instalaciones de la nueva escuela infantil
El próximo 9 de mayo se publicarán las listas provisionales y las listas de espera para los diferentes centros
La escuelas infantiles en Pamplona reciben 1.722 solicitudes para el próximo curso

La Junta de Gobierno del organismo autónomo Escuelas Infantiles Municipales de Pamplona ha conocido esta mañana los primeros datos provisionales de la preinscripción para el próximo curso. Se han recibido 1.722 solicitudes de preinscripción, 962 presenciales y 760 de forma telemática, para las 12 escuelas infantiles del Ayuntamiento de Pamplona y las 5 del Gobierno de Navarra en Pamplona, que abrirán sus puertas a partir de agosto para el curso 2022 – 2023.

El próximo 9 de mayo se publicarán las listas provisionales y las listas de espera para los diferentes centros. Escuelas Infantiles Municipales de Pamplona dispone para el próximo curso de 1.069 plazas, 952 plazas en jornada completa y 117 en media jornada. Parte de esas plazas están ya reservadas para aquellos menores que continúa un año más en ese ciclo de infantil de 0 a 3 años. Tras esas reservas quedan a disposición de esas 1.722 solicitudes, 717 plazas vacantes en las escuelas municipales y 153 en las de titularidad del Gobierno de Navarra. Las escuelas infantiles ofertan líneas de castellano, euskera, y castellano y euskera con actividades en inglés. De nuevo, este curso la escolarización será gratuita, teniendo que pagarse el servicio de comedor en el caso de las jornadas completas.

Las principales novedades para el curso 2022 – 2023 son la apertura de la Escuela Infantil Lezkairu y la reapertura, tras las obras de reforma, de la EI Mendebaldea. La Junta de Gobierno de Escuelas Infantiles ha aprobado esta mañana la licitación del contrato de suministro e instalación de mobiliario, equipamientos y otros materiales para ambos centros. Se invertirán 238.466,51 euros. Todos los suministros deberán estar entregados a instalados para el 30 de junio.

Tres lotes para mobiliario y equipamiento

El contrato establece tres lotes. El primero de ellos, dotado con 56.215 euros se corresponde con electrodomésticos, menaje y mobiliario de cocina, lavandería y almacenes; el segundo lote tiene que ver con el mobiliario y material pedagógico al que se destinan 166.941,51 euros; y el tercero, con un presupuesto máximo de 15.310 euros, está dirigido a la adquisición de equipamiento informático y audiovisual. Las personas licitadoras podrán ofertar a la totalidad de los lotes o, de manera particular, a aquellos lotes que más les interesen.

En concreto, el contrato incluye el suministro e instalación del equipamiento completo de la nueva Escuela Infantil de Lezkairu, así como el equipamiento parcial de algunos elementos de la Escuela Infantil Mendebaldea, que está siendo objeto de una remodelación integral en la que se aprovecharán la mayor parte de elementos del mobiliario del centro, pero con el añadido de algunos elementos nuevos.

El plazo de presentación de propuestas comenzará una vez que el anuncio de licitación se publique en el Portal de Contratación de Navarra. Se valorarán criterios cualitativos como la oferta técnica (hasta 35 puntos) y criterios cuantificables mediante fórmulas como la oferta económica (hasta 65 puntos).

Sobre el equipamiento de las escuelas infantiles

El equipamiento adecuado para una escuela infantil es aquel que tiene en cuenta las características del espacio derivadas de la construcción, del proyecto educativo del centro, de la línea pedagógica de la escuela, de la metodología de trabajo del equipo educativo y de las necesidades de los niños y niñas, de las familias, así como del personal que trabaja o va a trabajar en el centro. El equipamiento no puede ser algo estático, rígido e inamovible, sino que ha de permitir modificaciones en función de los intereses y necesidades que se vayan creando en los diferentes espacios.

El equipamiento debe promover la manipulación, el descubrimiento y la actividad mental autónoma de los niños y niñas. La seguridad debe ser también, teniendo que cumplirse los estándares en el marco de la UE y, en especial, en la inocuidad de los materiales, su resistencia, la imposibilidad de fragmentación en elementos pequeños que entrañen riesgo y su integridad, asegurando su no astillamiento. Asimismo, se ha de posibilitar una organización de los espacios de juego por rincones, entendiendo que la organización de las salas de juego por rincones es una estrategia pedagógica que tiene en cuenta las características evolutivas de los niños y niñas, promoviendo la participación activa en la construcción

La escuelas infantiles en Pamplona reciben 1.722 solicitudes para el próximo curso
Comentarios