Solicitan más de 13 años de cárcel para el hombre que intentó matar a su madre y varios agentes de la Policía de Estella con un machete

Así quedó el vehículo de la Policía Municipal de Estella
Así quedó el vehículo de la Policía Municipal de Estella

Mientras el acusado salió por el balcón y les gritó a los agentes de Policía Municipal de Estella "subid si tenéis cojones, aquí os espero para mataros"

Solicitan más de 13 años de cárcel para el hombre que intentó matar a su madre y varios agentes de la Policía de Estella con un machete

La sección segunda de la Audiencia de Navarra celebra este viernes la vista oral en la que se juzga a un estellés que intentó matar a su madre arrojándola por la ventana y arremetió con un machete a dos agentes de Policía Municipal de Estella.

El ministerio fiscal pide para el acusado un total de 13 años y 3 meses de cárcel por delitos de intento de homicidio, daños, atentado agravado por el uso de armas u objetos peligrosos y daños en bienes de dominio y uso público. 

Los hechos ocurrieron sobre la una y media de la madrugada del pasado 22 de febrero en Estella, cuando el procesado tras un discusión con sus progenitores rompió varios objetos de la vivienda y arrojó varias macetas y una silla por la venta, causando daños en la vía pública y en un vehículo aparcado. Según el relato de la fiscalía, el acusado cogió del brazo a su madre y le arrastró hasta el balcón de la vivienda, intentando tirarle al vacío, aunque no consiguió este propósito porque con la ayuda del padre, la mujer consiguió zafarse y esconderse en el baño. El padre pudo, mientras, llamar al 112, por lo que el acusado cogió un machete y obligó a su padre a arrodillarse asegurando que le iba a cortar el cuello con el machete. Finalmente el padre consiguió tranquilizarle, y bajar a la policía a contarles lo ocurrido.

Mientras el acusado salió por el balcón y les gritó a los agentes de Policía Municipal de Estella "subid si tenéis cojones, aquí os espero para mataros". 

A continuación, según el relato de la fiscalía "el acusado bajó a la calle portando un machete en forma de hacha y dirigiéndose hacia los agentes, con ánimo de atentar contra su integridad, diciendo expresiones tales como “os mato hijos de puta, hoy acabo con vosotros”, “matadme, pegadme un tiro porque si no, os mataré yo a vosotros”, se acercó a ellos moviendo el hacha en el aire". 

"Uno de los agentes incluso tuvo que encañonar con su arma reglamentaria para que depusiera su actitud. El encausado, no haciendo caso a las advertencias, continuó dirigiéndose hacia los agentes, teniendo estos que correr para ponerse en lugar seguro. En este momento, el acusado decidió dirigirse al vehículo de la Policía Municipal,  y golpearlo con el machete, rompiendo el retrovisor izquierdo, resquebrajando la luna delantera y abollando diversas partes de la carrocería", dice el escrito del fiscal. 

"Los agentes de la Policía Municipal solicitaron apoyo de la Policía Foral y de la UVI móvil. Cuando llegan los Agentes de la Policía Foral el procesado se encontraba en el balcón gritando expresiones como “subid si hay huevos y os mato” o que “estaba preparando aceite hirviendo y queroseno para volarles a todos los que se encontraban en el lugar”", señala el ministerio fiscal. 

"Tras esto, al acusado volvió a bajar a la calle blandiendo el machete e increpando a todos los Agentes allí presentes. Al ser deslumbrado con una linterna por un agentes de la Policía Municipal, el acusado comenzó a perseguirle con el machete en mano, llegando a dar dos vueltas al vehículo policial, mientras profería expresiones tales como “te voy a cortar el cuello”, “hijo de puta, te voy a matar”. Finalmente se paró y entró a su domicilio", indica la fiscalía en su escrito de acusación. 

Finalmente, varios agentes de Policía Foral subieron al domicilio y, tras una conversación, tranquilizaron al acusado, y este tiró el machete, y de forma voluntaria, fue trasladado al Hospital Psiquiátrico de Pamplona. 

El ministerio fiscal apunta que "según informe médico forense, en el momento de los hechos, el acusado se encontraba diagnosticado de trastornos esquizoafectivos, dependencia a la cocaína y al cannabis" y añade que "sus facultades intelectivas se encontraban afectadas de forma leve". 

El Ayuntamiento de Estella reclama la indemnización que le pueda corresponder por los daños en el vehículo de su propiedad, mientras que la madre ha renunciado a la indemnización que le pudiera corresponder. 

 

Solicitan más de 13 años de cárcel para el hombre que intentó matar a su madre y varios agentes de la Policía de Estella con un machete
Comentarios