Prohibido jugar a fútbol en el colegio Mendigoiti

Un niño juega al balón
Un niño juega al balón

Se prohibió jugar con balón en cualquiera de los tres patios del Colegio Público Mendigoiti. Nuestros peques usaron bolas de aluminio, botes vacíos o cualquier cosa que les sirviera para su juego favorito. Pero eso también se les prohibió.

Prohibido jugar a fútbol en el colegio Mendigoiti

«Enseñar enseñando, no corrigiendo». María Montessori

El fútbol ha monopolizado históricamente los patios escolares, y en los últimos años se ha intentado corregirlo rediseñando espacios y estableciendo normas de uso. Algo loable y positivo.

Sin embargo, en el colegio Mendigoiti se decidió prohibirlo. No se limitó su uso en favor de otros juegos, no se dinamizó para incluir géneros y edades, no se corrigieron comportamientos inadecuados. No. Simplemente se prohibió.

Se prohibió jugar con balón en cualquiera de sus tres patios. Nuestros peques usaron bolas de aluminio, botes vacíos o cualquier cosa que les sirviera para su juego favorito. Pero eso también se les prohibió.

Este año un grupo de familias queríamos participar en el torneo interescolar de Navidad de Osasuna. Un torneo cuyos objetivos son practicar deporte y fomentar el compañerismo y los hábitos saludables, y que mezcla géneros en el torneo mixto.

Pero no va a poder ser, Mendigoiti nos lo ha prohibido. Los chiquis, por iniciativa propia, solicitaron que se les permitiera jugar. No se lo han concedido. Ni siquiera les han dado una razón. Solo les queda una profunda tristeza e incomprensión por no poder disfrutar de una experiencia inolvidable.

Prohibido jugar a fútbol en el colegio Mendigoiti
Comentarios