El director de Salud, Carlos Artundo y el catedrático de microbiología, López Goñi coinciden en que "hay que estar preparados para más pandemias"

Foto: Cámara de Comptos
Foto: Cámara de Comptos
El director general de Salud ha abogado por "fortalecer el sistema sanitario", mientras López Goñi ha advertido que "no podemos descartar que haya otra oleada"
El director de Salud, Carlos Artundo y el catedrático de microbiología, López Goñi coinciden en que "hay que estar preparados para más pandemias"
Este miércoles, organizada por la Cámara de Comptos, se ha celebrado una jornada de reflexión sobre las consecuencias socio-económicas de la pandemia de la Covid-19. El objetivo ha sido analizar el impacto de la pandemia desde un punto de vista amplio, incidiendo en sus consecuencias para las cuentas de las administraciones públicas y su control.

Tras la inauguración, a cargo del presidente del Parlamento Unai Hualde y la presidenta de la Cámara de Comptos Asun Olaechea, ha tenido lugar un interesante diálogo entre el director general de Salud, Carlos Artundo, y el catedrático de Microbiología de la Universidad de Navarra Ignacio López-Goñi. Se trata de ofrecer el punto de vista del gestor y del científico, quienes han reflexionado sobre lo que hemos aprendido de esta pandemia y cómo afrontar futuras crisis sanitarias.

En el debate, el director general de Salud, Carlos Artundo ha resumido que "lo que nos ha pasado es muy bestia", al recordar momentos vividos como un confinamiento general de la población y ha destacado que se pueden sacar al menos  importantes lecciones. La primera lección, ha resumido Artundo es que en el futuro "va a haber más pandemias" por lo que "hay que estar preparados, no podemos improvisar y reproducir los errores que hemos cometido". El mundo que vivimos está interconectados. hay que estar preparados.

Artundo ha señalado como segunda lección la necesidad de "fortalecer el sistema sanitario en Navarra" y ha abogado por un "pacto de estado en Navarra". "Hay que invertir en salud, que no es un concepto de gasto, la inversión en salud se ha convertido en estratégica" y ha subrayado que "la ciudadanía reconoce la importancia de tener unos servicios sanitarios sólidos". 

Artundo ha insistido en este sentido en fortalecer en primer lugar "la atención primaria, también en salud pública e inteligencia en salud, porque los servicios se han quedado obsoletos".  El director general ha precisado que hay que "meter recursos pero inteligentemente" y ha señalado gráficamente que es cierto que "hay grasa en la inversión en los servicios sanitarios", ha señalado por lo que considera hay que "invertir en valor sanitario".  Respecto a la posibilidad de hacer "un gran pacto en Navarra", Artundo ha insistido en que ello "supondría estar a la altura de lo que se nos exige".

La tercera lección siempre es la de "aprender la gobernanza," y ha dicho que "no puede ser que cada comunidad vaya por su cuenta, hace falta un marco legal común". "No puede ser que estamos al albur de los Tribunales de Justicia regionales". 

Sobre la situación sanitaria en Navarra, Artundo ha contextualizado al señalar que "no conviene exagerar" aunque reconoce " problemas hay, estructurales es obvio que la atención primaria tiene problemas estructurales desde hace muchos años". "Seguimos viviendo con la lógica de hace 30 años: la sociedad ha cambiado, y estamos dando una respuesta en términos de atención sanitaria bastante periclitada" y ha puesto de manifiesto que "uno de los problemas es la falta de profesionales, hay que hacerla con suficiente antelación, no se ha planificado bien y tenemos estas consecuencias con desequilibrio entre demanda y oferta". El director general de Salud ha recordado que para mejorar la atención primaria "hay un plan concreto, con medidas concretas, más profesionales, reformas organizativas".

Finalmente Artundo ha defendido que "tenemos que ser capaces de crear esperanza, el agotamiento es comprensible" y  ha abogado por mejorar la "empatía" y reconocer con "humildad" los errores cometidos.  Para Artundo además, "gestionar la incertidumbre es muy complicado porque estamos acostumbrados a las certidumbres" y ha recordado que "la pandemia no se ha terminado". 

"No podemos descartar una séptima ola"

Mientras, el catedrático de Microbiología de la Universidad de Navarra Ignacio López-Goñi, quien ha recordado que como ya había publicado en varios libros "siempre hemos esperado una pandemia, de gripe, pero nos ha adelantado por la derecha un coronavirus". "Era una amenaza pero no sabíamos cuándo iba a ocurrir", ha dicho López-Goñi quien insiste en que "volverá a ocurrir". 

Ignacio López Goñi ha afirmado que con esta pandemia queda "demostrado que lo que pasa en otros lugares nos afecta y que a nivel sanitario hay que tener una visión mucho más global" y ha recordado el cierto "nacionalismo" existente antes de la pandemia con EEUU y Reino Unido sumidos en sus propios intereses nacionales y que ahora se ha visto que "un bichito como un virus puede descalabrar todo".

"He echado en falta una mayor cooperación, teníamos que haber exigido un gran pacto de estado: al menos en sanidad; en economía; y en democracia y libertades". "Desgraciadamente cada uno ha seguido con su plan, con sus elecciones, con sus mociones de censura, etc.  Hay que cambiar porque esto es un problema global".

López Goñi ha avanzado que ahora todos "damos por hecho que la pandemia ha terminado" aunque ha precisado que "ahora estamos en una tregua, pero no podemos descartar que haya otra oleada".

El catedrático ha insistido en que el futuro del mantenimiento de la pandemia "va a depender de dos factores: la aparición de nuevas variantes y de cuánto resistan nuestro sistemas inmunitarios" aunque dice que "hay que prepararse para la siguiente oleada".

"Ómicron aunque es más leve, al ser tan intensa acaba colapsando el sistema sanitario. Si llegamos a una situación en la que no se llega a estresar al sistema sanitario, todos podremos llegar a la normalidad", ha dicho. 

Sigue la jornada

Posteriormente ha tenido lugar una mesa redonda sobre el impacto social, económico y empresarial de la Covid-19. Participarán Mikel Casares, director del Departamento de Economía de la UPNA; el sociólogo y profesor de la UPNA Sergio García; y el ingeniero industrial y gerente de Hidro Rubber Jon Angulo.

La segunda mesa redonda ha analizado las consecuencias de la crisis en las cuentas públicas de Navarra. Estarán Óscar Martínez de Bujanda, gerente de la Hacienda Foral de Navarra; el interventor general del Gobierno de Navarra Iñaki Arrizabalaga; y el asesor económico de la FNMC Fermín Cabasés.

Por último, se han abordado las consecuencias de esta crisis en el control del dinero público. Expondrán su opinión el interventor general del Estado Pablo Arellano; Eduardo Ruiz, manager de Intosai Development Initiative, organismo de la Organización Internacional de Entidades Fiscalizadoras Superiores; Vicent Cucarella, síndico mayor de la Sindicatura de Comptes de la Comunitat Valenciana; y Diego Íñiguez, consejero del Tribunal de Cuentas.

La clausura de la jornada ha corrido a cargo de Elma Saiz, consejera de Economía y Hacienda del Gobierno de Navarra.

El director de Salud, Carlos Artundo y el catedrático de microbiología, López Goñi coinciden en que "hay que estar preparados para más pandemias"
Comentarios