La Audiencia de Navarra condena a 2 años de prisión a un acusado de abusar sexualmente de una amiga de su expareja en la comarca de Pamplona

El encausado cometió los hechos mientras la denunciante dormía, sin el consentimiento de ella

La Audiencia de Navarra condena a 2 años de prisión a un acusado de abusar sexualmente de una amiga de su expareja en la comarca de Pamplona

La Sección Primera de la Audiencia Provincial ha condenado a 2 años de prisión, por un delito de abuso sexual, a un vecino de Pamplona de nacionalidad boliviana que abusó sexualmente de una amiga de su expareja en una vivienda situada en la comarca de la capital navarra.

Según recoge la sentencia, que puede ser recurrida ante la Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Navarra, el procesado, de 41 años, indemnizará con 3.000 euros a la víctima, a la que no podrá acercarse ni comunicarse durante 3 años.

En el juicio, celebrado el pasado día 6, tanto el fiscal como la acusación particular, ejercida por la víctima, solicitaron 2 años de prisión para el acusado por un delito de abuso sexual, una pena que reclamaron que fuera sustituida por la expulsión de España durante 10 años. La defensa, por su parte, pidió la absolución.

Los hechos delictivos imputados se produjeron el 19 de diciembre de 2020, en el domicilio de la expareja del encausado, en una localidad próxima a Pamplona. Allí se celebró ese día el cumpleaños del hijo de ambos, al que fue invitada una amiga de la ex del hombre, que acudió con sus dos hijas.

Sobre las 22 horas, después de cenar, el inculpado sacó para todos los presentes unas cervezas. La denunciante, según recoge la resolución judicial, tomó cuatro. A las 23 horas, ésta y sus hijas decidieron quedarse a dormir en la vivienda, ya que no podían salir a la calle debido al toque de queda existente.

La víctima, que se encontraba “afectada por el consumo de esas cervezas”, se marchó a dormir a una habitación. Sobre las 5 horas, el acusado acudió a esa estancia y, tras bajarle el pantalón y la ropa interior, se tumbó sobre ella, que estaba dormida, y se restregó. Eyaculó sobre la misma, momento en que la mujer se despertó y se lo quitó de encima.

“Desproporcionada” la expulsión de España  

La Sección Primera de la Audiencia sostiene que “el testimonio de la denunciante constituye en el presente caso prueba de cargo suficiente para tener por desvirtuado el derecho a la presunción de inocencia del acusado, al reunir ese conjunto de elementos que le hacen gozar de dicha naturaleza”.

El tribunal considera que la víctima no estaba inconsciente —lo que agravaría la pena a imponer— por las cervezas ingeridas, si bien ello no determina ni implica que prestara su consentimiento, como alegó el procesado. En este sentido, los magistrados concluyen que el encausado dio comienzo a los abusos mientras la denunciante dormía, sin el consentimiento de ella. 

Respecto a la sustitución de la pena de prisión por la expulsión del territorio nacional por tiempo de 10 años, la Audiencia rechaza esa propuesta al tildarla de “desproporcionada” debido al arraigo social del procesado, que tiene un hijo con su expareja, así como “por la actividad económica que lleva años desarrollando en España”.

 

La Audiencia de Navarra condena a 2 años de prisión a un acusado de abusar sexualmente de una amiga de su expareja en la comarca de Pamplona
Comentarios