El Casco Antiguo de Pamplona seguirá contando con Carteroo, un servicio de entrega de paquetería mediante vehículo eléctrico

Finalizado el convenio para el proyecto piloto con Correos Express y Vectalia, el Ayuntamiento mantendrá las condiciones de acceso del vehículo de reparto 

 
El Casco Antiguo de Pamplona seguirá contando con Carteroo, un servicio de entrega de paquetería mediante vehículo eléctrico

El Ayuntamiento de Pamplona va a mantener las condiciones de acceso al Casco Antiguo del vehículo eléctrico del proyecto piloto ‘Carteroo’, un servicio de entrega de paquetes a domicilio sostenible, limpio y de proximidad. Hace un año, Ayuntamiento, Correo Express y Vectalia firmaron un convenio de colaboración para el desarrollo de Carteroo. Finalizado el plazo de ese convenio y comprobada su viabilidad, Carteroo continúa como iniciativa empresarial, en la que el Ayuntamiento únicamente concede, como a cualquier otro vehículo, el permiso para el acceso al Casco Antiguo, con un horario amplio por ser no contaminante y silencioso.

Esta iniciativa consta de un centro logístico de proximidad en la estación de autobuses, desde la parte el ciclomotor eléctrico para repartir y distribuir los paquetes con destino al Casco Antiguo, es decir un reparto de última milla, a los vecinos, vecinas y comerciantes. En ese momento, en septiembre del año pasado, Pamplona se convirtió en la primera ciudad española que contaba con ese servicio. El convenio entre Ayuntamiento, Correos Express y Vectalia recogía el compromiso con la sostenibilidad, tratando de minimizar y sustituir los tradicionales repartos mediante furgoneta o vehículos similares, más contaminantes, ruidosos e invasivos del espacio público.

El vehículo de reparto es un ciclomotor eco eléctrico de cero emisiones, con capacidad de carga de 400 kilos, con una autonomía de 100 kilómetros y una velocidad máxima de 45 km/h, que obviamente no alcanza en su tránsito por el Casco Antiguo, una zona con límites que no superan los 30 km/h. Durante el año de prueba del proyecto piloto, se han repartido más de 20.000 paquetes y se han recorrido unos 4.000 kilómetros. Se han llevado 230 accesos del vehículo al Casco Antiguo, con una distancia media de 200 metros por paquete. Gracias al reparto con vehículos eléctrico, se ha podido reducir en 800 kilogramos las emisiones de CO2 emitidas a la atmósfera.

El proyecto piloto Carteroo ha estado enmarcado en la estrategia Go Green Pamplona para la transición energética y de cambio climático, con líneas de acción hacia una nueva movilidad sostenible, y en el proyecto europeo Stardust, que aborda los desafíos urbanos diseñando e implementando soluciones inteligentes innovadoras, junto a otras ciudades europeas como Tampere (Finlandia), Trento (Italia), Cluj-Napoca (Rumanía), Derry (Reino Unido & Irlanda del Norte), Kozani (Grecia) y Litoměřice (República Checa).

 

El Casco Antiguo de Pamplona seguirá contando con Carteroo, un servicio de entrega de paquetería mediante vehículo eléctrico
Comentarios