El colegio público de Ermitagaña ya tiene nuevas pistas polideportivas cubiertas

Foto: Un momento de la visita municipal al nuevo espacio
Foto: Un momento de la visita municipal al nuevo espacio

El Ayuntamiento de Pamplona ha concluido ya la instalación de la cubierta, que permitirá maximizar el uso de este espacio exterior

El colegio público de Ermitagaña ya tiene nuevas pistas polideportivas cubiertas

El colegio público Ermitagaña contará el próximo curso con pistas polideportivas exteriores cubiertas. El Ayuntamiento de Pamplona acaba de concluir las obras de instalación de la cubierta, una demanda de la comunidad educativa de este centro de Infantil y Primaria para poder hacer uso de la zona exterior a pesar de la lluvia o el sol. La Comisión de Asuntos Ciudadanos ha acudido hoy al recinto escolar para comprobar in situ la obra realizada, y que ha supuesto una inversión final de 768.490 euros.

El proyecto inicial ha sufrido algunas modificaciones, atendiendo a la demanda vecinal de alejar la nueva estructura de los edificios de viviendas colindantes. En un primer momento, se contemplaba su construcción en torno al arbolado existente. No obstante, se detectó que en torno a 16 ejemplares estaban enfermos, por lo que se decidió talarlos y plantar nuevos árboles en otras zonas del patio. Esto permitió, además, alejar la estructura de las viviendas alrededor de 3 metros más de los inicialmente previstos 

Con esta actuación, el Ayuntamiento ha podido cubrir la pista deportiva de balonmano / futbol sala que se encuentra en el acceso al recinto escolar, por la plaza Pío Baroja, además de otras dos pistas de minibasket, que se disponen en su sentido trasversal. Para ello, se ha utilizado una estructura de madera laminada a dos aguas, con unas dimensiones de 48,5 por 27,5 metros. Además, se ha procedido a renovar las redes de saneamiento de pluviales, alumbrado y riego y se ha pavimentado la nueva superficie.

El reformado patio contará, además, con una zona ajardinada de nueva creación, mediante dos parterres que suman 600 metros cuadrados de jardín, para delimitar el acceso a las pistas desde el propio patio.

Las obras, que se han prolongado durante 6 meses, han incluido también la colocación de un vallado, a petición vecinal, para delimitar la zona polideportiva de la zona de paso que se habilita dentro del patio para facilitar el tránsito peatonal entre la Plaza Pío Baroja y calle Bartolomé de Carranza, al terminar el horario escolar.

El colegio público de Ermitagaña ya tiene nuevas pistas polideportivas cubiertas
Comentarios