Abierta al tránsito la pasarela peatonal que conecta Pamplona y Orkoien

Abierta al tránsito la pasarela peatonal que conecta Pamplona y Orkoien

El consejero de Cohesión Territorial y los alcaldes de Pamplona y Orkoien han visitado las obras que han contado con un presupuesto de 750.000 euros

La pasarela peatonal y ciclable que conecta Pamplona y Orkoien ya está abierta. De esta manera se garantiza la seguridad de las personas que transitan entre ambos municipios ya que evita hacerlo cruzando la carretera PA-30. El proyecto se ha llevado a cabo a través de un convenio de colaboración firmado entre el Gobierno de Navarra y los dos Ayuntamientos. Esta mañana han visitado las obras el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, el consejero de Cohesión Territorial, Bernardo Ciriza, el alcalde de Orkoien, Carlos Arróniz, y varios representantes de los grupos municipales de Pamplona y Orkoien.

De acuerdo con el convenio de colaboración, el presupuesto inicialmente previsto de los trabajos del proyecto "Pasarela peatonal sobre la carretera PA-30 entre Pamplona y Orkoien, una infraestructura vinculada a la seguridad vial” ha sido de 751.193 euros (IVA incluido) y engloba tanto la expropiación como las propias obras y su dirección.

La inversión ha sido realizada por las tres administraciones con un 59,8% por parte del Gobierno de Navarra (450.000 euros), un 22,6% del Ayuntamiento de Pamplona (171.193 euros) y el 17,6% por el municipio de Orkoien (130.000 euros). El capítulo de las obras ha tenido un coste final de 532.204 euros (IVA incluido) y se han desarrollado durante 4 meses. En estos momentos está para cerrarse el gasto final en expropiaciones. Aunque la actuación se ha llevado a cabo íntegramente en el término municipal de Pamplona, permite el tránsito de peatones entre esta localidad y Orkoien, cuyos vecinos son los principales interesados en la infraestructura.

Pasarela de 32,5 metros de longitud

La pasarela se sitúa en el punto kilométrico 20,8 de la PA-30, cerca de la zona en la que estuvo el antiguo matadero y que ha sido urbanizada recientemente. Permite el paso de peatones y ciclistas. Hasta ahora quienes se movían a pie o en bicicleta entre Pamplona y Orkoien lo hacían por las aceras existentes en las márgenes de la carretera NA-700 (Pamplona-Estella por Etxauri) y cruzaban la carretera PA-30 (Ronda Norte) por una calzada con dos carriles de circulación con un elevado riesgo para la seguridad vial tanto del tráfico rodado como del peatonal.

La estructura metálica de la pasarela tiene una longitud de 32,5 metros. Cuenta con instalación de alumbrado público con luminarias tipo led. La pasarela ha sido dotada con una longitud que permitiría en un futuro el desdoblamiento de la PA-30.

Creación de senda peatonal accesible

En los trabajos se ha ejecutado una senda peatonal de 430 metros de longitud y 3 metros de ancho que conecta con las aceras existentes en ambos lados. El pavimento está formado principalmente por una losa de hormigón y un pequeño tramo con baldosa similar a la existente en la acera de Orkoien. La máxima pendiente longitudinal de la senda peatonal es del 6%, de acuerdo a la legislación que marca las condiciones básicas de accesibilidad de los espacios públicos urbanizados.

Además, se han creado tres tramos de escaleras con el objetivo de reducir el recorrido por la senda peatonal. Uno en la zona norte y dos en la zona sur. La anchura es de 2 metros y presentan unos muretes laterales para la contención de tierras. Se ha colocado un pasamanos de acero inoxidable. La iluminación es tipo led empotrada en los muretes laterales.

Mantenimiento entre Gobierno de Navarra y Ayuntamiento de Pamplona

La ejecución de los trabajos se ha desarrollado de acuerdo al proyecto de construcción encargado por el Gobierno de Navarra y que contó con la aprobación de las tres entidades. El Ayuntamiento de Pamplona, a través de Gerencia de Urbanismo, se ha encargado de la licitación y el contrato de las obras de construcción y de su dirección facultativa. El Departamento de Cohesión Territorial llevó a cabo las gestiones expropiatorias que han permitido la ocupación de los terrenos necesarios para ejecutar las obras, declarando beneficiario de los terrenos expropiados al Ayuntamiento de Pamplona dado que todos ellos se encuentran en su término municipal.

De acuerdo al convenio, la estructura de la pasarela, la superficie ocupada por la carretera y las zonas de dominio público son de titularidad de la Administración de la Comunidad Foral de Navarra. Todos los elementos y mobiliario urbano situados sobre el terreno expropiado son propiedad del Ayuntamiento de Pamplona quien se encargará a partir de ahora de su mantenimiento y del de los caminos de acceso y de la zona de paso de la pasarela (limpieza, alumbrado, pintura de mobiliario o jardinería, por ejemplo). La conservación de la estructura de la pasarela, así como su cimentación y apoyo corresponderá al Gobierno de Navarra.

Abierta al tránsito la pasarela peatonal que conecta Pamplona y Orkoien
Comentarios