Los puntos de encuentro familiar han intervenido con 282 familias en Navarra durante 2020

Foto: Parlamento de Navarra
Foto: Parlamento de Navarra
La Comisión de Derechos sociales ha visitado el punto de encuentro familiar de la Rotxapea al objeto de conocer in situ las instalaciones y el funcionamiento de este centro, gestionado por la Fundación Xilema, con capacidad para atender a 100 familias

Los puntos de encuentro familiar han intervenido con 282 familias en Navarra durante 2020

La Comisión de Derechos Sociales ha visitado hoy el Punto de Encuentro Familiar situado en el barrio de la Rochapea, un servicio de apoyo familiar dependiente del Gobierno de Navarra y gestionado por la Fundación Xilema con capacidad para atender a 100 familias.  

Los miembros de la Comisión que han asistido han sido Ángel Ansa (G.P. Navarra Suma), Nuria Medina (G.P. PSN), Blanca Regúlez (G.P. Geroa Bai), Patricia Perales (G.P. EH Bildu) y Ainhoa Aznárez (A.P.F. Podemos-Ahal Dugu).

La delegación del Parlamento ha sido recibida por Idoia Urzainqui, directora de la Fundación Xilema, Cristina López, coordinadora de los Puntos de Encuentro y el psicólogo Javier Huárriz.

El objeto de la visita, cursada a petición de EH Bildu, ha sido “conocer in situ las instalaciones y el funcionamiento del centro, así como del servicio que conforman los cuatro Puntos de Encuentro Familiar que dispone la Comunidad Foral de Navarra”.

Los parlamentarios y parlamentarias han realizado una visita por las instalaciones del centro guiados por la coordinadora del servicio Cristina López. Se trata de unas instalaciones planificadas y estructuradas de forma que permiten desempeñar la intervención de manera correcta y eficiente.

A continuación, han mantenido una reunión para conocer en profundidad el servicio de apoyo a la familia “que busca restaurar la estabilidad en el núcleo familiar, siempre de acuerdo al principio fundamental del interés superior del menor”.

Los Puntos de Encuentro Familiar, tal y como han explicado sus responsables, son espacios donde las familias inmersas en un proceso de separación o divorcio, o después de éste, pueden realizar visitas o encuentros con sus hijos o hijas acompañados por profesionales. Del mismo modo, es un recurso en el que los menores que están en acogimiento familiar tienen la posibilidad de encontrarse con su padre, madre o familiares más próximos.

Las familias usuarias de los Puntos de Encuentro Familiar son derivadas por los Juzgados de Familia, por los Juzgados de Violencia contra la Mujer o por la Sección de Gestión de la Guarda y Ejecución de Medidas Judiciales. Según los datos expuestos por Cristina López, en el año 2020 se ha intervenido en 282 familias en Navarra, el 40 % derivadas por casos de violencia.

“A partir del año 2014 hemos observado un incremento de derivaciones por casos de violencia, por lo que las visitas supervisadas también se han incrementado, superando a las semi-supervisadas y a las de entrega y recogida”, ha añadido.

De las personas usuarias, el 29 % son mujeres que han sufrido violencia de género, y en el caso de los menores, son el 43 % las niñas y el 41 % los niños que vienen de situaciones de violencia de género.

La finalidad de los Puntos de Encuentro Familiar, explica López, radica en posibilitar el encuentro y relación del niño o niña con el progenitor o pariente con el que no convive, estableciendo los vínculos necesarios para su buen desarrollo físico, psíquico, afectivo y emocional, garantizando el cumplimiento de las resoluciones judiciales y minimizando cualquier situación potencial de riesgo o amenaza para el niño/a y/o de la parte más vulnerable. 

La intervención, realizada a través de Planes de Intervención Individuales y en diferentes fases, es temporal, orientada a la normalización del régimen de visitas, hasta que desaparezcan las circunstancias que han motivado la necesidad de este recurso y ambos progenitores asuman sus responsabilidades parentales y marentales a la hora de llegar y cumplir acuerdos relativos al régimen de comunicación y/o estancia con sus hijos e hijas.

Se trata de un servicio de cuatro Puntos de Encuentro Familiar concertados por el Gobierno de Navarra y situados en Pamplona; en el barrio de la Rochapea y Mendebaldea, en Tafalla y en Tudela. Además de los cuatro PEF Generales, La semana que viene se pondrá en marcha un nuevo Punto de Encuentro Familiar de Protección, también en Pamplona, especializado para dar mejor cobertura y mejorar la intervención.

Finalizada la reunión, las y los portavoces de Navarra Suma, PSN, Geroa Bai, EH Bildu y Podemos-Ahal Dugu han agradecido las explicaciones y han hecho acopio de información.

Los puntos de encuentro familiar han intervenido con 282 familias en Navarra durante 2020
Comentarios