Interior aprueba otros ocho acercamientos de presos de ETA a Navarra y País Vasco

Con estos acercamientos casi tres de cada cuatro presos de ETA están ya en País Vasco y Navarra

Interior aprueba otros ocho acercamientos de presos de ETA a Navarra y País Vasco

La Secretaría General de Instituciones Penitenciarias, dependiente del Ministerio del Interior, ha aprobado este miércoles el acercamiento de otros siete presos de ETA a cárceles de País Vasco y otro más a Navarra. De esta forma, casi tres de cada cuatro etarras cumple ya condena en prisiones de estas dos comunidades autónomas, debido a la política de fin de la dispersión aplicada por el Gobierno de Pedro Sánchez.

Los siete traslados a cárceles vascas se han aprobado en coordinación con el Departamento de Igualdad, Justicia y Políticas Sociales del Gobierno Vasco, dentro del ámbito de las competencias de cada administración tras la transferencia de las competencias en esta materia, según ha informado Instituciones Penitenciarias.

La Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) ha rechazado en un comunicado que el Ejecutivo central no escuchara el "clamor" de la manifestación celebrada el pasado 26 de marzo en la Plaza de Colón de Madrid. Los acercados suman 16 asesinatos, según recuerda la asociación, una medida que se ha adoptado sin exigirles colaboración con la Justicia, ni haber pedido perdón ni arrepentirse.

Entre los etarras consta Álvaro Arri Pascual, que dejará la cárcel de Burgos para ir a una del País Vasco. Es el único de los ocho al que se progresa al tercer grado, de acuerdo a la propuesta elevada por la Junta de Tratamiento. "Consta escrito de desvinculación de la actividad terrorista", según Instituciones Penitenciarias, que ha estudiado un total de 18 solicitudes de traslados, autorizando ocho de ellos.

Arri Pascual cumple condena de 30 años por matar al teniente general Francisco Veguilla Elices, el conductor civil del Ministerio de Defensa Francisco Joaquín Martín Moya y al empleado del Ballet Nacional César García Contonente.

CONDENADOS POR ASESINAR A LOS JIMÉNEZ-BECERRIL

Otro de los presos etarras con más víctimas mortales acercado es Mikel Azurmendi Peñagaricano. Deja la cárcel de El Dueso para ir al País Vasco. Cumple condena por los asesinatos de Miguel Peralta Utrera, Juan José Hernández Rovira, Francisco Joaquín Martín Moya, César García Contonente y Francisco Veguillas Elices. También fue condenado a 351 años de prisión como responsable del atentado que causó la muerte de Miguel Ángel Ayllón Díaz-González, así como a 30 años por el asesinato del concejal del PP Alberto Jiménez-Becerril Barrio y su esposa Ascensión García Ortiz.

Otro de los condenados por el asesinato del matrimonio Jiménez-Becerril también será trasladado. Se trata de José Luis Barrios, que dejará la cárcel de Zuera (Zaragoza) para ir a la prisión de Pamplona. Según la AVT, en su caso cumple una condena acumulada de 30 años por este crimen y también por matar a Domingo Puente.

Juan Luis Aguirre Lete será trasladado desde la cárcel de Soria a la prisión de Zaballa. Cumple condena por los asesinatos de Dionisio Herrero Albiñana, Fernando Múgica Herzog y por ordenar el secuestro del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara.

El etarra Jon González González dejará la cárcel de Pamplona para ir a la prisión de Martutene, según la AVT. Fue condenado a 377 años de cárcel por tratar de matar con un artefacto explosivo adosado a un carrito de la compra a la exteniente de alcalde de Portugalete (Vizcaya) Esther Cabezudo, del PSE.

Idoia Mendizabal Múgica también irá a Martutene desde la cárcel de Pamplona. Fue condenada a 18 años de prisión por intentar asesinar a la delegada de Antena 3 en el País Vasco, María Luis Guerrero, a la que enviaron un paquete explosivo el 17 de enero de 2002 que pudo ser desactivado, entre otras acciones criminales.

Garikoitz Arruarte Santa Cruz irá desde la cárcel de Pamplona a la prisión de Martutene. Fue condenado por la Audiencia Nacional a 20 años de cárcel por el atentado frustrado en la Nochebuena de 2003 mediante la colocación de dos maletas-bomba en un tren que salía ese día de Irún (Guipúzcoa) y llegaba a Madrid.

En este caso, la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias ha resuelto, por la vía del artículo 105.2 del Reglamento Penitenciario, el mantenimiento del interno en segundo grado.

Iván Apaolaza Sancho, por su parte, dejará la cárcel de Logroño para ir a la de Martutene. Fue condenado a 123 años de cárcel por su participación en el atentado mediante coche-bomba que costó la vida, el 21 de enero de 2000, al teniente coronel Pedro Antonio Blanco García.

La AVT ha señalado que en la nota en la que Interior les informó del primer traslado de prisión de Apaolaza Sancho se apuntaba a que "había pedido perdón por el sufrimiento provocado", algo que desde la asociación niegan "rotundamente".

Según los datos de la AVT, desde la llegada de Pedro Sánchez al Gobierno a mediados de 2018 se han aprobado 310 traslados de prisiones, correspondientes a 202 etarras. Al País Vasco se han aprobado ya 109 acercamientos y a Navarra otros 19. De ellos, 17 han sido previa progresión al tercer grado y otros siete traslados se han motivado por enfermedad.

Interior aprueba otros ocho acercamientos de presos de ETA a Navarra y País Vasco
Comentarios