Induráin pide extremar la precaución ante la alerta por calor en Navarra

Foto: La consejera, durante la rueda de prensa de esta mañana
Foto: La consejera, durante la rueda de prensa de esta mañana

La ola de calor de junio estuvo asociada a un incremento de la mortalidad esperable en esas fechas

Induráin pide extremar la precaución ante la alerta por calor en Navarra

La consejera de Salud del Gobierno de Navarra, Santos Induráin, ha explicado que desde este miércoles la zona de Tudela está en alerta roja por altas temperaturas y el resto de Navarra permanece en alerta naranja, por lo que ha pedido a la ciudadanía que extreme "las medidas de prevención y precaución", haciendo un llamamiento especial a "proteger a las personas vulnerables".

Induráin ha explicado en una rueda de prensa que el martes se constituyó un gabinete de crisis por las altas temperaturas y este gabinete se reúne regularmente. Este mismo viernes mantendrá una nueva reunión para actualizar la situación.

Además, ha incidido en que en estas reuniones han participado también la Meca y la Federación de Peñas, por los efectos que podría tener el calor por ejemplo en el público de la plaza de toros durante los Sanfermines. También se está en contacto con las entidades locales y se están realizando recomendaciones desde el Instituto de Salud Pública y Laboral tanto a la población general como a trabajadores y empresas.

"Parece que la ola de calor se va a prolongar en el tiempo y va a crecer en intensidad especialmente en la zona sur de Navarra, pero todo Navarra está en alerta naranja y hay que estar muy atentos, y como en el caso del Covid-19, extremar las medidas de prevención y precaución y proteger a las personas vulnerables", ha destacado Induráin.

Sobre los efectos del calor en las corridas de toros, el director gerente del Hospital Universitario de Navarra, Alfredo Martínez, ha explicado que se han realizado tres trasladados desde la plaza de toros. En dos de esos casos la recuperación fue muy rápida y prácticamente fueron suficientes las atenciones previas, mientras que en el tercer caso se requirió de mayor atención. "No hemos vuelto a tener incidencias relacionadas con el calor", ha explicado.

Martínez ha señalado que "las temperaturas nocturnas todavía dan un respiro y permiten recuperar y ventilar los espacios, la gente está siendo prudente y los días de ola de calor no han sido los de mayor aglomeración en la ciudad, y todo eso ha contribuido a mitigar el impacto". "Seguimos vigilando con intensidad, porque la ola de calor es una situación de alto impacto en la salud e incluso en la mortalidad. La anterior ola de calor de junio fue asociada a un incremento de la mortalidad esperable en esas fechas y vinculada por el Instituto de Salud Pública y Laboral a la ola de calor", ha afirmado.

Induráin pide extremar la precaución ante la alerta por calor en Navarra
Comentarios