Koldo Martínez critica que la ley de Memoria Democrática "deja fuera crímenes como el de Mikel Zabalza"

Martínez ha rechazado el "marco temporal de la ley", fijado en el año 1982 "tras negociar PSOE y EH Bildu"
Koldo Martínez critica que la ley de Memoria Democrática "deja fuera crímenes como el de Mikel Zabalza"

El senador autonómico de Navarra, Koldo Martínez (Geroa Bai), ha criticado este jueves, en el debate en la Comisión Constitucional de la Cámara Alta, que el proyecto de ley de Memoria Democrática "deja fuera crímenes como el de Mikel Zabalza y otras víctimas de la guerra sucia".

Martínez ha rechazado el "marco temporal de la ley", fijado en el año 1982 "tras negociar PSOE y EH Bildu". "Con esta ley el asesinato de Lasa y Zabala podría ser investigado, pero no así el de Mikel Zabalza. Y tampoco los de otras muchas víctimas", ha remarcado.

El senador autonómico ha destacado que "las violaciones de derechos humanos continuaron tras la aprobación de la Constitución en 1978". En este sentido, ha recordado que "el último crimen del GAL sucedió el 20 de setiembre de 1989, cuando a un cartero, José Antonio Cardosa, le estalló, aunque no fuera dirigido a él, un paquete bomba en Errentería, en una campaña de atentados muy probablemente orquestada desde el Ministerio del Interior, con la probable connivencia del entonces partido mayoritario de la oposición".

Igualmente, ha resaltado que "el último crimen de ETA ocurrió en marzo de 2010, un año antes de que anunciara el cese de su actividad terrorista, y esto también forma parte de nuestra memoria por todo el sufrimiento innecesario y baldío que dicha organización terrorista y sus acólitos provocaron y que no queremos ni debemos olvidar".

CENSO DE VÍCTIMAS Y VICTIMARIOS

Koldo Martínez ha remarcado que "la investigación de todas las violaciones de derechos humanos debe contar con absoluta libertad, sin dificultades externas añadidas ni cortapisas", por lo que ha considerado necesario "un censo de víctimas y de victimarios".

"Es necesario conocerlas, es preciso conocer también a los victimarios y la cadena de mando y sus motivaciones", ha insistido Martínez, que ha añadido que "la reconciliación no puede seguir construyéndose como hasta ahora, sobre silencios y ocultamientos".

En esa línea, ha pedido también que entre las víctimas se haga mención a los "sacerdotes asesinados por los golpistas" porque "el comportamiento de la iglesia católica no fue uniforme en el Estado y hubo miembros de la misma que actuaron como debían y no como se les ordenaba, y que consten también específicamente las personas torturadas y las que sufrieron detenciones injustificadas".

MONUMENTO A LOS CAÍDOS Y FUERTE DE SAN CRISTÓBAL

Otras enmiendas de Geroa Bai hacen referencia a los elementos "contrarios a la memoria", como el monumento a los caídos de Pamplona que es "el segundo edificio más importante en el Estado en honor de los golpistas", ha afirmado Martínez.

El senador autonómico ha defendido que "el destino de los edificios lo decidan las autoridades competentes de la manera más democrática conveniente, sin que haya limitaciones para ejecutar dichas decisiones. Y que, sea su destino el que sea, no puedan nunca más servir de soporte a actos de ensalzamiento político o religioso de los golpistas y sus ideas".

Koldo Martínez ha defendido también la propuesta de Geroa Bai para que los Presupuestos Generales del Estado de 2023 recojan la cantidad de 35 millones para la reforma y puesta a punto del Fuerte de San Cristóbal. "Sin esta dotación presupuestaria, nombrarlo lugar de memoria no será más que un acto de propaganda, un nuevo brindis al sol, palabrería vacua", ha manifestado.

Koldo Martínez critica que la ley de Memoria Democrática "deja fuera crímenes como el de Mikel Zabalza"
Comentarios