El CSIC investiga las muestras de unas macetas colocadas en balcones para comprobar el nivel de contaminación de Pamplona

Las muestras recogidas se analizan ahora en el laboratorio y en las próximas semanas se presentarán las conclusiones en un taller que tendrá lugar en el Museo de Educación Ambiental
El CSIC investiga las muestras de unas macetas colocadas en balcones para comprobar el nivel de contaminación de Pamplona

El equipo de Educación Ambiental del Ayuntamiento de Pamplona, en colaboración con el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), está llevando a cabo una experiencia en la que se ha involucrado a varios vecinos y vecinas de la ciudad para que, desde sus balcones, puedan medir el nivel de contaminación de su zona o barrio.

Las muestras recogidas se analizan ahora en el laboratorio y en las próximas semanas se presentarán las conclusiones en un taller que tendrá lugar en el Museo de Educación Ambiental. La recta final de este proyecto coincide con la conmemoración, este domingo, del Día Mundial del Medio Ambiente, al que el Consistorio se unirá simbólicamente iluminando la fachada de color verde.

La propuesta del Equipo de Educación Ambiental del Ayuntamiento de Pamplona se basa en un sencillo programa de ciencia ciudadana en el que cualquier persona, familia o entidad se puede convertir en científico o científica, recolectando datos que pueden dar pautas sobre el nivel de contaminación del aire en cada zona. La herramienta para recoger estos datos es una maceta con hierba, que se debe colocar en el balcón o en una ventana exterior, y que hay que regar según las pautas que se dieron en el primer taller, en el que también se ofrecieron sencillas pautas y los plazos recomendados para la recogida de muestras, ha explicado en una nota el Consistorio.

Una vez recogidas las muestras y analizadas en los laboratorios del CSIC, los técnicos ofrecerán y explicarán los resultados en una jornada que tendrá lugar a lo largo de las próximas semanas en el Museo de Ecuación Ambiental. De esta manera, se verá si hay presencia de metales pesados u otros elementos minerales. Junto con la exposición de resultados, se buscará que la ciudadanía participe en la interpretación de los resultados obtenidos. "Así se permitirá que puedan desarrollar un espíritu crítico sobre los factores implicados en la calidad del aire, que se plasmará en una tormenta de ideas en la que se propondrán las posibles medidas correctivas que estén al alcance de la ciudadanía para mejorar la calidad del aire de la ciudad", ha indicado.

La participación en esta última sesión, que tendrá lugar a lo largo de las próximas semanas, es gratuita, pero se precisa de inscripción previa, que se debe realizar a través del teléfono de información ciudadana 010 (o 948.42.01.00 si la llamada se realiza desde un dispositivo móvil o desde fuera de Pamplona).

Este proyecto pretende concienciar a los vecinos y vecinas de Pamplona sobre "el vínculo existente entre las actividades que se realizan diariamente en un entorno urbano, relacionadas sobre todo con la movilidad, y la calidad ambiental del lugar en el que se habita". Desde el Museo de Educación Ambiental recuerdan la importancia de "comprender y recordar esta relación para tomar conciencia acerca de la transición ecológica, ya que la mayoría de los metales pesados y partículas que aparecen en el aire del entorno urbano provienen del tráfico".

La puesta en marcha de este taller forma parte de las actividades de la estrategia municipal 'Go Green Pamplona', que engloba todas las actuaciones en materia de lucha contra el cambio climático desarrolladas por la ciudad y que define las nuevas líneas de actuación para los próximos años, entre las que destaca la descarbonización del transporte, que es actualmente el responsable de más del 57% de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Tras la buena acogida de esta actividad, el Ayuntamiento de Pamplona ha decidido reeditarla el próximo curso. Aunque las fechas están aún por concretar, se puede solicitar información en el Museo de Educación Ambiental, en la calle Errotazar sin número de la Rochapea, o en teléfono 948.149.804.

El CSIC investiga las muestras de unas macetas colocadas en balcones para comprobar el nivel de contaminación de Pamplona
Comentarios