Las bicis en desuso del programa Nbici serán cedidas temporalmente a entidades sin ánimo de lucro y con fines sociales

BAD2FBB6-40EB-4F87-8442-5E03266B7FC2
El alumnado del Centro de Educación Especial El Molino ha contado con quince bicicletas durante dos semanas
Las bicis en desuso del programa Nbici serán cedidas temporalmente a entidades sin ánimo de lucro y con fines sociales

El Ayuntamiento de Pamplona pone a disposición de entidades sin ánimo de lucro y con fines sociales varias bicicletas municipales en desuso del programa Nbici, con el objetivo de que éstas puedan ser utilizadas para paseos guiados y actividades educativas y culturales de forma temporal.

De esta manera, el Consistorio quiere impulsar la movilidad sostenible, al tiempo que ofrece apoyo a estas entidades. El Centro de Educación Especial El Molino ha sido una de las entidades que se ha beneficiado en las últimas semanas de la cesión de quince bicicletas, que han usado durante quince días.

Según ha informado el Ayuntamiento de Pamplona en nota de prensa, alrededor de 50 personas con discapacidad intelectual y edades comprendidas entre los 13 y 21 años han participado en las actividades diseñadas por el propio centro en torno a la bicicleta.

Así, han diseñado diversos circuitos tanto dentro de las instalaciones como en espacios próximos, como el paseo del Arga o el pumptrack ubicado en Trinitarios, junto al puente de las Oblatas.

A través de estas actividades, el alumnado con discapacidad intelectual ha podido practicar sus habilidades cognitivas y motrices, al tiempo que ahonda en aspectos como la movilidad sostenible y la preservación del medio ambiente.

Las bicicletas cedidas son propiedad municipal y provienen del sistema público de préstamo Nbici, que el Ayuntamiento implantó en 2007.

En junio de 2018, el Consistorio decidió resolver el contrato de la concesión del servicio público de alquiler de bicicletas Nbici, por continuados incumplimientos de la empresa adjudicataria y varias infracciones por la prestación defectuosa e irregular del servicio. La resolución del contrato suponía la reversión al Ayuntamiento de las bicicletas que se utilizaban en este servicio.

Las bicicletas han sido revisadas y puestas a punto para que estén en "perfecto estado" en el momento en que las entidades sin ánimo de lucro las requieran. En la actualidad, se guardan en los aparcamientos vecinales de la Rochapea y de Milagrosa y están reservadas para actividades puntuales.

Desde abril de 2021 se ceden semanalmente seis bicicletas a la Fundación ANASAPS para diferentes actividades y también se ha cedido puntualmente el uso durante un día de siete bicis a la Fundación Elkarte.

Asimismo, se utilizan de forma complementaria en la formación del programa 'Biciescuela para personas adultas', cuando han sido requeridas.

Para dar uso a las bicicletas, el Ayuntamiento ha puesto en marcha esta iniciativa de cesión temporal, de forma que, al tratarse de cesiones limitadas en el tiempo, puedan beneficiarse las entidades que así lo requieran.

Las bicis en desuso del programa Nbici serán cedidas temporalmente a entidades sin ánimo de lucro y con fines sociales
Comentarios