Volkswagen dispara un 78% sus ganancias anuales, pese a la pandemia y a la escasez de componentes

Estas estimaciones están sujetas a la evolución de la guerra en Ucrania y, en particular, al impacto en las cadenas de suministro del grupo automovilístico y en la economía mundial en su conjunto.
Volkswagen dispara un 78% sus ganancias anuales, pese a la pandemia y a la escasez de componentes

El grupo automovilístico alemán Volkswagen contabilizó un beneficio neto atribuido de 14.843 millones de euros durante 2021, lo que supone un aumento del 78,1% en comparación con los 8.334 millones de euros de 2020, recuperando cifras prepandemia, según ha comunicado este martes la compañía en el marco de la presentación anual de resultados.

La corporación que dirige Herbert Diess confirmó que durante el año pasado aumentó su resistencia y mejoró su capacidad para hacer frente a las limitaciones de suministro y vinculadas con la pandemia, destacando que los gastos generales se redujeron con éxito, el índice de inversión fue alto y el punto de equilibrio se redujo.

"En 2021, mejoramos nuestra solidez general. Nuestra recompensa fueron unos resultados y unos flujos de caja sólidos. Al mismo tiempo, no hicimos concesiones en lo que respecta a las inversiones futuras y avanzamos para convertirnos en un proveedor de movilidad sostenible impulsado por el software", indicó el director financiero de la empresa, Arno Antlitz.

De su lado, el consejero delegado de la corporación, Herbert Diess, afirmó que la guerra en Ucrania representa una tragedia humana y provoca una convulsión económica, aunque indicó que Volkswagen ha demostrado su resiliencia durante los últimos años y se mostró confiado en que lo seguirá haciendo en esta nueva crisis.

"Al mismo tiempo, seguiremos manteniendo claro el enfoque en la puesta en marcha de nuestra estrategia New Auto, que nos permitirá hacer posible un futuro de la movilidad autónoma y sin emisiones", afirmó el directivo.

La cifra de negocio de Volkswagen alcanzó los 250.200 millones en 2021, un 12,3% más que en 2020, tras vender 8,88 millones de vehículos en todo el mundo, lo que supuso una caída del 4,5% en la comparativa interanual.

En cuanto a la movilidad sin emisiones, la compañía comercializó durante el año pasado más de 450.000 vehículos eléctricos puros en todo el mundo, lo que supuso más que duplicar los resultados contabilizados un año antes. De este total, más de 93.000 unidades se vendieron en China.

Por otro lado, el beneficio operativo del consorcio de Wolfsburg creció un 99,2% en el ejercicio pasado, hasta 19.275 millones de euros, mientras que su beneficio antes de impuestos aumentó un 72,5%, con 20.126 millones de euros.

ESTRATEGIA NEW AUTO

La firma indicó que sigue avanzando en la implementación de su estrategia New Auto, presentada el año pasado, que contempla progresar en cuatro plataformas tecnológicas que ofrecen una tecnología a gran escala.

En este sentido, Diess afirmó que este estrategia, desvelada el pasado mes de julio, permitirá a la empresa liderar el camino a convertirse en un proveedor de movilidad sostenible y a través del software y destacó que, menos de un año después, Volkswagen ha logrado "grandes avances" en las cuatro plataformas estratégicas. "Estamos bien encaminados para aprovechar las futuras fuentes de beneficios y estamos totalmente comprometidos a dar forma al futuro de la movilidad", subrayó.

Como parte de estos avances, el grupo automovilístico confirmó que el primer modelo de la marca Volkswagen que se basará en la nueva plataforma SSP se llamará Trinity y se fabricará en Wolfsburg a través de un proceso productivo con una inversión de 2.000 millones de euros.

La compañía aseguró, a su vez, que invertirá 800 millones de euros en un nuevo centro de I+D en Wolfsburg, que se construirá para el desarrollo de la plataforma SSP, a través de la que se impulsará la movilidad autónoma y eléctrica.

En el campo del software, la empresa ha llevado a cabo ya 56.000 actualizaciones 'over the air' de sus vehículos y en 2022 lanzará una nueva del Asistente de Viaje 2.5, al tiempo que indicó que está trabajando para alcanzar una red de recarga de coches eléctricos con 45.000 puntos para 2025.

Además, apuntó que la creación de una plataforma de soluciones de movilidad es una de las ambiciones de su plan estratégico New Auto, a lo que contribuirá el cierre de la oferta sobre Europcar, que se prevé para el segundo trimestre del año. Una parte importante de este objetivo serán los servicios de transporte autónomos, en lo que sigue avanzando el grupo.

CRECIMIENTO DE VENTAS DE HASTA EL 10%

De cara a 2022 y siempre que la pandemia de Covid-19 se mantenga estable, Volkswagen prevé que, en un mercado afectado por la crisis de semiconductores, las entregas a los clientes serán entre un 5% y un 10% superiores a las de 2021.

Además, espera que los ingresos por ventas sean entre un 8% y un 13% superiores a los del año anterior. En cuanto al resultado operativo del consorcio, se prevé un rendimiento operativo sobre las ventas del orden del 7% al 8,5% en 2022.

Sin embargo, estas estimaciones están sujetas a la evolución de la guerra en Ucrania y, en particular, al impacto en las cadenas de suministro del grupo automovilístico y en la economía mundial en su conjunto.

Volkswagen dispara un 78% sus ganancias anuales, pese a la pandemia y a la escasez de componentes
Comentarios