Consumidores Irache trabaja en una acción colectiva para reclamar el incremento del precio en coches vendidos entre 2006 y 2013

Archivo - Coches - EUROPA PRESS - Archivo
Archivo - Coches - EUROPA PRESS - Archivo
Según ha explicado en una nota, "la Comisión Nacional del Mercado y la Competencia multó en 2015 a concesionarios y fabricantes de coches que aglutinaban al 91% de las ventas en España por pactar los precios de los vehículos entre 2006 y 2013 y generar un incremento de precio en la compra para los consumidores, además de otros pactos sobre servicios posventa, marketing u otras cuestiones". "Estas multas, que en total se acercan a los 130 millones de euros, han sido ratificadas recientemente por el Tribunal Supremo", ha apuntado
Consumidores Irache trabaja en una acción colectiva para reclamar el incremento del precio en coches vendidos entre 2006 y 2013

La Asociación de Consumidores de Navarra Irache ha recibido en los últimos días decenas de casos y consultas por parte de personas que compraron coche entre 2006 y julio de 2013. La asociación está atendiendo individualmente a los afectados y ya está trabajando en preparar una acción colectiva para "defender los derechos de los usuarios a recuperar el dinero que les cobraron de más al comprar su coche".

Según ha explicado en una nota, "la Comisión Nacional del Mercado y la Competencia multó en 2015 a concesionarios y fabricantes de coches que aglutinaban al 91% de las ventas en España por pactar los precios de los vehículos entre 2006 y 2013 y generar un incremento de precio en la compra para los consumidores, además de otros pactos sobre servicios posventa, marketing u otras cuestiones". "Estas multas, que en total se acercan a los 130 millones de euros, han sido ratificadas recientemente por el Tribunal Supremo", ha apuntado.

De esta manera, "se abre la vía para que los consumidores puedan reclamar los daños que han sufrido derivados de él", ha explicado Irache, que ha indicado que "el encarecimiento puede suponer entre el 10% y el 12% del precio que se pagó y que, en función de cada compra, puede ir desde los 1.500 a más de 9.000 euros".

La asociación ha informado de que las marcas afectadas son BMW, Chevrolet, Chrysler, Citroën, Fiat, Ford, Honda, Hyundai, Kia, Lexus, Mercedes Benz, Nissan, Opel, Peugeot, Renault, Skoda, Toyota, Volvo. "El grupo Volkswagen (Seat, Audi, Portsche y Volkswagen) también está afectado, si bien se libró de la multa por colaborar con Competencia", ha explicado.

Irache está trabajando para preparar una acción conjunta para "reclamar, si es caso, el incremento con que se infló el precio de los coches comprados debido al pacto fraudulento entre marcas". Por el momento, se está atendiendo los casos de forma individual, recopilando la información y documentación, "comprobando si las compras están entre las afectadas por el cártel y valorándolos para proceder a una reclamación extrajudicial que interrumpa cualquier posible plazo de prescripción".

En principio, puede unirse a la acción cualquier persona que compró un coche de las marcas afectadas entre febrero de 2006 y julio de 2013. Para poder ir preparando las reclamaciones será necesario recoger la documentación relativa al vehículo y su compra, como el contrato de compra, de financiación, las facturas, la ficha técnica del vehículo o el permiso de circulación, ha indicado Irache.

 

Consumidores Irache trabaja en una acción colectiva para reclamar el incremento del precio en coches vendidos entre 2006 y 2013
Comentarios