El ganado vacuno pirenaico cuenta ya con su sello ‘100% raza autóctona’

El ganado vacuno pirenaico cuenta ya con su sello ‘100% raza autóctona’

INTIA, ASPINA y la IGP Ternera de Navarra presentan en Elizondo el logotipo ‘100% raza autóctona pirenaica’ que determina la pureza de la raza y la alta calidad del producto. Una veintena de explotaciones se suman a este proyecto de autopesaje de ganado con la incorporación de básculas digitales para la recogida de datos de manera autónoma

INTIA, ASPINA y la IGP Ternera de Navarra han presentado en Elizondo el proyecto piloto de ‘autopesaje del ganado vacuno pirenaico de la IGP Ternera de Navarra con logotipo 100% autóctono’ que el Gobierno de Navarra plantea para los próximos meses. En este contexto y por primera vez, se ha hecho público el sello ‘100% raza autóctona pirenaica’ que garantiza tanto el origen y la pureza de la raza como la alta calidad del producto. Por su parte, el autopesaje de ganado permitirá mejorar la toma de datos del peso de los animales, siendo una herramienta y proceso de trabajo que supondrá una mejora importante en la gestión de las explotaciones ganaderas y adaptada a las nuevas necesidades.

La presentación de este proyecto y del nuevo logotipo se realizó en Elizondo y en ella participaron Mikel Nazabal coordinador de ganadería de la sociedad pública INTIA, Patxi Aranguren de ASPINA y Carmen Díaz de Cerio, secretaria técnica de la IGP Ternera de Navarra. Este sello ‘100% raza autóctona’ está promovido por el Ministerio de Agricultura Pesca y Alimentación, y se trata de una herramienta para que las asociaciones de raza pura puedan añadir el nombre de la raza a los productos, en este caso carne, que obtenemos de los animales con una determinada pureza racial.

En este sentido, CONASPI (Confederación de Asociaciones de Criadores de ganado Vacuno Pirenaico) entidad de ámbito estatal y reconocida por el MAPA como entidad colaboradora para la llevanza del Libro Genealógico y el Programa de Cría aprobado para la raza vacuna Pirenaica, elaboró un pliego de condiciones donde se recogen todos los requisitos para que cualquier profesional del sector ganadero, comercial o sala de despiece que así lo estime oportuno, pueda utilizar el logotipo ‘100% autóctona pirenaica’. Este pliego recoge como requisito que las explotaciones deben estar previamente inscritas en la IGP Ternera de Navarra. Esto hace que el trabajo de control se realice de manera común y que quien realiza la compra pueda disponer de más información del producto que adquiere. 

El nuevo logotipo compartirá su imagen con el que ya existe de la IGP Ternera de Navarra y que lleva más de 25 años en el mercado navarro, de forma que ambos sellos aparecerán en el producto final. De hecho, ya podemos encontrar esta carne en las carnicerías inscritas y se prevé que en un futuro más o menos inmediato, pueda encontrarse también añojo y vaca con logotipo ‘100% autóctono pirenaico’.

ASPINA, la Asociación de Criadores de Ganado Vacuno Pirenaico de Navarra es el responsable de la gestión y desarrollo del Programa de Cría de la Raza Pirenaica en la Comunidad Foral de Navarra. Entre otras muchas labores, una muy importante para llevar a cabo el Programa de Mejora de la raza, consiste en la toma de pesos de los terneros y terneras de las diferentes explotaciones colaboradoras, a diferentes edades (nacimiento, 90 días, 120 días, 210 días). Además, se recogen otros datos como el peso canal, la conformación, el engrasamiento y el color de los mataderos. Con todos estos datos y con las genealogías de los animales, se realizan evaluaciones genéticas para calcular los índices genéticos de los animales, de manera que nos permita después elegir dentro de la propia raza a aquellos individuos que mejores características puedan transmitir a su descendencia.

Este proceso es fundamental para poder llevar a cabo el programa de mejora en relación al sello IGP Ternera de Navarra y al logotipo 100% autóctono. Así, el proyecto responde a una necesidad que se considera crucial para poder seguir recogiendo datos del peso de los animales a través del autocontrol’, es decir, que el sector ganadero pueda pesar sus terneros cuando mejor considere teniendo en cuenta los momentos más interesantes por su manejo, y que esos datos los traslade a la asociación para su validación. Para realizar de manera correcta este ‘autocontrol’, bien para aportar datos a la asociación, bien para tener una demostración productiva para la gestión propia de la explotación, este proyecto propone la instalación de básculas digitales en explotaciones piloto que almacenen los pesos de los animales y los puedan enviar en este caso a la asociación. Poniendo estos datos a su vez a servicio de la mejora genética para la IGP Ternera de Navarra y para la mejora del asesoramiento ganadero que realizará INTIA.

La principal novedad del proyecto es aunar esfuerzos del sector vacuno pirenaico en su conjunto con un sistema de recogida y envío de datos que se establezca como herramienta de trabajo en las explotaciones, de una forma sencilla y eficiente y con un espíritu de mejora para la:

  • Toma de datos: facilita el análisis de datos para el funcionamiento de la explotación y ahorra tiempo tanto a las asociaciones como al ganadero.
  • Gestión: facilita la gestión tanto del propio pesaje, al contar con la báscula continuamente en la explotación con un método de volcado de datos más eficiente.
  • Mejora de la calidad de vida: el tener una báscula propia y poder organizar la recogida de datos en función de sus necesidades supone un mayor control del ganadero sobre su planificación, pudiendo organizarse en función de sus necesidades.
  • Programas de cría: registro de datos más fiables que se necesitan en cualquier estudio de mejora genética de la raza.
  • Trazabilidad de productos: una buena toma de datos en las explotaciones es una base fundamental para la trazabilidad de los productos del sector primario.

El objetivo general del proyecto es mejorar la competitividad de las explotaciones de vacuno pirenaico, facilitando su modernización a través de la recogida de datos de rendimiento in situ. Los objetivos específicos son los siguientes:

  • Dotar a los ganaderos de una herramienta de trabajo útil, moderna y que ayuda en la gestión de la explotación.
  • Modernizar la recogida de datos en las explotaciones. Con ello se permitirá mejorar las evaluaciones genéticas y poder ofrecer unos índices genéticos tanto para producción de “carne” como de producción “vida” mucho más precisos y fiables. Además, permitirá mejorar la recogida de datos de los ganaderos de la asociación y poder hacer partícipes a todos de la selección de la raza.
  • Difundir las ventajas del autopesaje en vacuno de carne pirenaico en la IGP “ternera de Navarra” y en el uso del Logotipo 100% autóctono al resto de ganaderos de Navarra.

Los objetivos de este proyecto se alinean así con los objetivos generales del PDR 2014-2020 de Navarra, incidiendo especialmente en aquellos de fomento a la innovación y la igualdad de oportunidades, mejorando la competitividad y modernizando las explotaciones. Además, el destinatario final del proyecto es el ganadero de vacuno pirenaico inscrito en la IGP Ternera de Navarra, siendo un sistema de explotación semi-extensivo con una raza adaptada a las condiciones del territorio, contribuyendo así a los objetivos de medio ambiente y adaptación al cambio climático de forma transversal.

El proyecto piloto “Autopesaje del ganado vacuno pirenaico de la IGP Ternera de Navarra con logotipo 100% autóctono” está financiado por el Gobierno de Navarra y el FEADER: “Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural: Europa invierte en zonas rurales”. en el marco de las Ayudas a la submedida 16.2 de apoyo para los proyectos piloto y para el desarrollo de nuevos productos, prácticas, procesos y tecnologías, del PDR de Navarra 2014-2020 Convocatoria 2020.

El ganado vacuno pirenaico cuenta ya con su sello ‘100% raza autóctona’
Comentarios